Bomberos, Serenazgo y Brigada de Rescate acuden a emergencia pero herido rechaza ayuda médica, traslado a hospital y se retira caminando del lugar

Bomberos, Serenazgo y Brigada de Rescate acuden a emergencia pero herido rechaza ayuda médica, traslado a hospital y se retira caminando del lugar
Compartir!

Voluntarios del Cuerpo General de los Bomberos, así como personal del Serenazgo y la Brigada de Rescate de Surco acudieron a auxiliar a un extranjero que fue atropellado cuando transitaba en su bicicleta por una avenida principal. El auto que lo golpeó se dio a la fuga. A pesar que perdió el conocimiento unos minutos, el herido rechazó la asistencia médica y se fue caminando a su casa.

Este accidente ocurrió en el cruce de las avenidas Tomás Marsano y Ayacucho. El australiano Timoti Patric Logue (32) quedó inconsciente unos minutos en la vereda. Las cámaras de seguridad del Centro de Control de Operaciones de Surco registraron cuando salió disparado por el impacto. Un grupo de transeúntes lo asistieron hasta que llegó un sereno del sector, quien solicitó la ayuda pertinente.

Al principio se levantó por su propia cuenta, pero después volvió al piso. Dos unidades de la Brigada de Rescate y una ambulancia de los bomberos llegaron a punto. A pesar del fuerte golpe, el foráneo solo tenía un chichón en la cabeza. Cuando se le informó que sería trasladado a un centro de salud, desistió. No quiso ser conducido, a pesar que la Policía llegó al lugar.

«Se puso muy reacio a ser llevado a un hospital. Tratamos de persuadirlo pero se negó rotundamente. En formas repetitivas preguntó dónde estaba y qué hacía ahí. No recordaba qué hizo antes del impacto. Un compañero que hablaba inglés mantuvo comunicación con él», explicó Milenko Camacho, miembro de la Brigada de Rescate de Surco.

Por voluntad propia, Timoti Patric Logue firmó varias exoneraciones de responsabilidad a las personas que lo atendieron. Posteriormente, revisó su bicicleta pero estaba completamente destruida. Al final, el australiano se retiró caminando como si no hubiera sufrido un accidente minutos atrás.